Categoría: Traducción

Crear-documentos-InDesign-para-traducir-ajustes-tras-recibir-las-traducciones.jpg

Existen muchos formatos desde los cuales puedes enviar tus textos para su traducción en nuestra plataforma inteligente de Gear Translations: Excel, xml, cvs, txt, yml, pdf, Word, Power Point, java, Google AdWords y, por su puesto, InDesign. En este sentido, es bastante habitual que se decida crear documentos InDesign para traducir.

En artículos anteriores, hemos comentado que cuando decidimos crear documentos InDesign para traducir, hay una serie de pasos que nos permiten mejorar el proceso de traducción. Estos pasos se establecen en tres fases:

  • La etapa de configuración inicial del documento: a esta fase hemos dedicado el artículo “Optimizar archivos InDesign para traducción: configuración inicial recomendada”. En él explicamos cómo controlar el texto para que no haya errores de formato que dificulten la traducción y podamos aprovechar al máximo la Biblioteca de Traducciones también para traducciones futuras.
  • La etapa de preparación del mismo antes de enviarlo a traducir: sobre ella hemos escrito el post “[Traducción de archivos InDesign: consejos antes de enviar a traducir](“Traducción de archivos InDesign: consejos antes de enviar a traducir “)”. Por un lado, recomendamos garantizar la precisión para crear una Biblioteca de Traducciones sin errores. Por otro, comentamos algunas medidas para evitar que los cambios de extensión del texto traducido afecten al resultado final.
  • La etapa de revisión y ajuste tras la recepción de las traducciones: esta es la fase que abordamos a continuación.

Crear documentos InDesign para traducir: revisión tras la traducción

En este punto nos damos cuenta de la importancia de haber cumplido con las recomendaciones de las fases anteriores. Si previamente hemos sido cuidadosos, seguramente las traducciones habrán conseguido su mejor resultado. Gracias a ello, esta última fase de ajustes tras la traducción puede consistir tan solo en unas simples comprobaciones, como las siguientes:

Establecer el atributo de idioma

Al recibir tu archivo de traducción un primer paso es establecer el atributo de idioma. Así puedes confirmar fácilmente que la ortografía del texto es correcta. Además te permite comprobar otras cuestiones como que no se han juntado o separado palabras o frases de modo incorrecto.

Verificar todos los caracteres

Puede ser que, como consecuencia de haber elegido una fuente incompleta, no todos los caracteres propios del idioma de destino hayan podido ser representados debidamente. Cuando la fuente elegida carece de algún carácter necesario, InDesign lo marca con un cuadrado rojo en el lugar en el que debiera aparecer el signo que falta.

En tal caso, tienes que revisar la fuente, y si es preciso cambiarla asegurando que contiene los caracteres precisos. Por último, hay que realizar una nueva comprobación para garantizar que ya todo se puede visualizar correctamente.

Comprobar el tamaño de los cuadros de texto

Como ya hemos señalado en los artículos anteriores, un mismo texto en distintos idiomas puede ocupar extensiones muy variables. Por este motivo, conviene comprobar que el texto está correctamente acomodado a su espacio. Si es necesario algún cambio al respecto, por ejemplo variar el tamaño de letra, hay que proceder con él. Hacerlo resulta sencillo si previamente se ha logrado un buen control del texto, en este caso, seleccionando el estilo en el documento.

Crear un archivo de libro para los diferentes idiomas traducidos

Una manera muy útil de administrar los documentos de tus traducciones una vez finalizado el proceso, es usar la posibilidad de crear un archivo de librodisponible en Adobe. Con esta funcionalidad puedes reunir tus traducciones como si se tratara de un solo documento de forma que puedes numerar sus páginas de modo secuencial, controlar su estilo, compartirlas o exportarlas a PDF de una sola vez.

Ahora ya dispones de toda la información que necesitas para sacar el máximo partido cuando necesites crear documentos InDesign para traducir.

Desde Gear translations podemos hacer todo lo demás para que optimices lo posible tus proyectos de traducción. Con nuestra plataforma de traducción automática apoyada de profesionales especialistas puedes alcanzar grandes resultados del modo más eficiente.

Comienza ahora a optimizar tus proyectos de traducción.